Atención estudiante Junaeb informa.

Junaeb implementa nueva modalidad de entrega de alimentos. 

Bajo estrictos protocolos sanitarios, en esta novena distribución los servicios de alimentación serán entregados mediante canastas quincenales, de manera presencial diaria o bajo un sistema mixto.Además, la entidad completó casi 16 millones entregadas en todo el país desde el inicio de la pandemia y en esta oportunidad se comenzará a incluir distintos tipos de proteína congelada.

 

Esta semana diversos colegios retomaron sus clases presencialesen diferentes regiones del país, luego que el Gobierno anunciara el plan “Paso a Paso” para un retorno voluntario, seguro, gradual y bajo estrictos protocolos sanitarios.

Ante este nuevo escenario, la Junta Nacional de Auxilio Escolar y Becas (Junaeb) se sumó la necesidad de responder con la misma calidad en la alimentación a párvulos y escolares de las familias más vulnerables de Chile. Esto significa que los servicios comenzarán a hacer entregados en un mismo establecimiento educacional bajo tres modalidades: distribución de canastas, proceso convencional y proceso combinado, los cuales apuntan a cubrir las necesidades nutricionales que un niño requiere durante 15 días (desayunos y almuerzos).

La distribución de canastasesaquella donde se abastece de productos y materias primasa los estudiantes para ser preparados y consumidos en los respectivos hogares. La convencional corresponde a la preparación realizada diariamente por las manipuladoras de alimentos para ser entregada y consumida por los alumnos dentro de los lugares que los establecimientos determinen. Y la modalidad combinada tiene relación con la entrega de canastas y el servicio de alimentación convencional en forma simultánea dentro de un mismo recinto educacional.

De hecho, este fue uno de los puntos destacados en una visita encabezada por el seremi de Educación, Claudio Oyarzún, y el director regional de Junaeb, William Gutiérrez, al Liceo de Niñas Gabriela Mistral, donde inspeccionaron el proceso de preparación de las canastas de alimentos y agradecieron la excelente disposición de la manipuladoras de alimento durante el tiempo de pandemia.

“Estamos comprometidos y colaborando como servicio con todo lo que se necesite ante un eventual retorno de los niños a clases, ya sea en la planificación de la alimentación necesaria, así como el apoyo logístico de los kits sanitarios, para que ese posible regreso sea lo más seguro. Pondremos todo nuestro esfuerzo, siempre pensando que quienes están al final de la cadena son quienes más requieren del apoyo de nuestra institución”, puntualizó el director regional de Junaeb, William Gutiérrez.

16 millones de canastas

Durante la visita, el seremi de Educación, Claudio Oyarzún, aseguró que se ha tratado de un inédito proceso de entrega a lo largo de todo Chile, destacando que,a nivel nacional,con esta novena entrega se estásuperandolas 16 millones de canastas individuales de alimentación escolar a niños, niñas y jóvenes desde jardines infantiles hasta Cuarto Medio.

“Este es un proceso que involucra un gran trabajo de coordinación y logística, lo que ha sido posible gracias al compromiso de las comunidades escolares y, en especial, gracias a labor de las manipuladoras de alimentos. A nivel nacional son más de un millón 800 mil los estudiantes beneficiados con estas canastas”, señaló Oyarzún.

Otra noticia relevante es que a partir de ahora se incorpora paulatinamente la entrega de distintos tipos de proteína congelada: pechuga de pollo, cubos de polloy carne de vacuno.

“Se trata de un proceso que en esta entregaha beneficiado a casi 90 mil familias y nuestro objetivo es ir aumentando la cantidad en las próximas canastas con el fin de mantener los nutrientes adecuados para un correcto desarrollo de nuestros niños y dar más opciones para que los papás puedan variar y dar a sus hijos otras opciones de menús en la casa” explicó el seremi.

Cada canasta cuenta con los protocolos de seguridad sanitaria necesario para el almacenamiento y fueron elaboradas en base a las sugerencias aportadas por la propia FAO, guías de salud del Ministerio de Salud, recomendaciones de la OMS, del Sistema Elige Vivir Sano, y el trabajo del Plan Contra la Obesidad Infantil de Junaeb.