Aguas del Valle mantiene alerta amarilla

Aguas del Valle mantiene alerta amarilla: se registra alta turbiedad en ríos Elqui y Limarí

  • La sanitaria continúa con su plan de contingencia para garantizar la continuidad del servicio de agua potable y alcantarillado. Se mantiene especial monitoreo en las fuentes de agua, debido al aumento de los caudales de los ríos y la turbiedad en ellos.

Región de Coquimbo, 15 de julio de 2022. El gerente regional de Aguas del Valle, Andrés Nazer, informó que la sanitaria mantiene su estado de Alerta Amarilla, como parte sus protocolos de respuesta para asegurar la continuidad y calidad del suministro de agua potable ante el temporal que afecta a la zona.

“Las precipitaciones han sido intensas y concentradas en pocas horas. Sólo en La Serena las lluvias acumulan 77,5 mm con este evento, cifra que representa un superávit del 55,3% con respecto de un año normal a la fecha, que es 49,9 mm. Nuestra gestión y medidas preventivas han permitido que nuestros clientes en la región mantengan su servicio con normalidad”, dijo el ejecutivo.

A esta hora (mediodía) los ríos Elqui y Limarí presentan un gran aumento en sus niveles de turbiedad, por lo que la sanitaria mantiene un estrecho monitoreo de estas fuentes. “Para la zona de La Serena-Coquimbo estamos desplegando maniobras operacionales que nos permitan mantener el suministro, por lo que es posible que se registren bajas presiones en algunos puntos. La turbiedad del río ha aumentado considerablemente, el promedio normal es de 4 NTU, hoy hemos llegado a medir 38.000 NTU en la bocatoma de nuestra planta de producción en Las Rojas”, detalló Nazer.

En Sotaquí, en tanto, se suspendió la captación desde el río Limarí, pues con el alto nivel de sedimento no es posible tratar esa agua. “Hemos intentado complementar con aljibes nuestra producción en el lugar, pero el camino hasta la localidad está cortado por efecto de las precipitaciones, por lo que estamos buscando alternativas. Por ahora, llamamos a un uso acotado del agua potable y preventivamente ya instalamos estanques en caso de que debamos interrumpir el servicio”, señaló.

La sanitaria redobló el llamado al buen uso del alcantarillado y recordó que no está diseñado para recolectar aguas lluvias. “Es clave no abrir las tapas de alcantarillado para evacuar el agua en las calles. Esta acción supone un riesgo para los vecinos, pues se ‘soluciona’ un punto, pero se provoca un efecto aguas abajo que pude terminar en rebases del sistema”, explicó.

Aguas del Valle estará actualizando la información a través de su web y redes sociales y recordó a los clientes que pueden recurrir al Fono Servicio 600 400 4444 y también la cuenta de Twitter @AguasdelValle para sus consultas y emergencias.